El Centro Diocesano de Empleo hace balance de la labor realizada en el marco del POISES 2020-2023

Próximo el fin de año natural y laboral, el Centro Diocesano de Empleo hace balance de parte de la labor realizada durante este 2020, tan duramente marcado por las dificultades provocadas por la emergencia sanitaria de la COVID-19.


Próximo el fin de año natural y laboral, el Centro Diocesano de Empleo hace balance de parte de la labor realizada durante este 2020, tan duramente marcado por las dificultades provocadas por la emergencia sanitaria de la COVID-19.


Sobreponiéndose a las mismas, la Agencia de Colocación ha gestionado prácticas no laborales para 44 personas, que han completado el itinerario formativo en los sectores de limpieza, televenta, energías renovables, mantenimiento, hostelería, logística y almacén. Estas prácticas, orientadas a la formación teórica y práctica en un ambiente laboral real, han obtenido el resultado de 12 colocaciones.

Junto a ellas, el Centro Diocesano de Empleo también ha continuado el acompañamiento a casi 200 personas en la mejora de su empleabilidad, potenciando, en esta línea, durante los últimos meses, la realización de sesiones grupales orientadas a la formación sobre entrevistas de trabajo, empresas de trabajo temporal y portales de empleo, gestión emocional, servicios de intermediación o informática básica. Las sesiones se han desarrollado en las modalidades presencial -adaptadas a las medidas de distanciamiento, aforo y seguridad- y online -a través de la plataforma de formación digital del centro-, con una excelente valoración de los participantes.

Estas acciones están enmarcadas en el Programa Operativo de Inclusión Social y Economía Social 2020-2023, financiado por el Fondo Social Europeo.

Desde el Centro Diocesano de Empleo se destaca asimismo la decisiva contribución de las empresas colaboradoras del programa.
 

Publish modules to the "offcanvs" position.