Sala de prensa

Proteger y acompañar a nuestros mayores

El Taller de la Abuela Santa Ana, de Cañada Rosal, nos recuerda la importancia de los gestos de cercanía


El Taller de la Abuela Santa Ana, de Cañada Rosal, nos recuerda la importancia de los gestos de cercanía


Desde su desencadenamiento en el mes de marzo, la epidemia de Covid mantiene sometidas a las personas mayores en el epicentro de las condiciones de riesgo y vulnerabilidad. El coste está siendo altísimo para nuestros mayores: en el plano de las vidas humanas, de la salud física y mental, de las condiciones materiales y de las relaciones sociales.

En un contexto en el que su salvaguarda y protección pasa por un aislamiento físico en grado aún mayor al de otros grupos de edad, los proyectos de Animación y Convivencia para Personas Mayores de las Cáritas parroquiales van también rehaciéndose y adaptándose a las circunstancias, buscando vías, medios y gestos con que responder, más allá del contacto teléfonico, a las necesidades de acompañamiento a los mayores.

Entre estos, los voluntarios de los proyectos han creado un cuaderno de actividades para el ejercicio y la activación de la memoria, especialmente necesarios en estas circunstancias, a veces muy duras, de soledad obligada y de falta de actividades grupales. Desde el Taller de la Abuela Santa Ana, en Cañada Rosal, surgió la idea de encuadernar el material y hacérselo llegar por Reyes a sus mayores, que no se reúnen desde marzo. La iniciativa ha sido recibida con alegría, agradecimiento y «enorme actitud», como se refleja en la fotos que nos envían, para recordarnos con sus imágenes la importancia y la necesidad de su protección, su cuidado, su reconocimiento y su promoción.